top of page
Buscar
  • Foto del escritorConexión Turística

De los tacos al pastor a las guajolotas, una aventura gastronómica en la CDMX

  • Si hay algo que no puedes dejar de probar en la Ciudad de México son los famosos tacos al pastor, que te harán chuparte los dedos.



La Ciudad de México es un lugar increíble para visitar, no sólo por su cultura y sus monumentos, sino también por su deliciosa cocina. La escena culinaria de la ciudad es una fusión de diferentes sabores y tradiciones, creando una aventura gastronómica única. En este artículo, nos adentraremos en los antojitos más populares de Ciudad de México, así que prepárate para abrir el apetito.

Si hay algo que no puedes dejar de probar en la Ciudad de México son los famosos tacos al pastor, que te harán chuparte los dedos.

Generalmente son preparados con carne de cerdo adobada en una mezcla de especias y chiles, y se cocinan en un trompo vertical giratorio que le da ese toque crujiente y sabroso. ¡Es una verdadera obra de arte ver a los taqueros cortar la carne en finas tiras mientras se mueve el trompo!

Los encontrarás en taquerías de barrio y en restaurantes de lujo.



Se sirven en una tortilla con piña, cilantro y cebolla, ¡y cada bocado es un viaje de dulzura y picante!

Luego están los tacos de canasta, ¡una delicia que se encuentra por toda la ciudad! Sabrás dónde los venden cuando veas una bicicleta y sobre ella una cesta, cubierta con un plástico azul y al lado dos enormes botes de salsa. Estos tacos suaves están rellenos de ingredientes como frijoles, papas o chicharrón de puerco.



Las quesadillas también son un básico en la comida mexicana, ¡y en la Ciudad de México son las favoritas! Se hacen con tortillas de maíz rellenas de queso y otros ingredientes como chorizo, carne deshebrada, huitlacoche o chicharrón.

Ya sea que las prefieras fritas o a la plancha, con queso fresco o queso Oaxaca, las opciones son infinitas. Y si eres de los valientes que prefieren la salsa picante, ¡prepárate para un sabor explosivo!



Si estás buscando una manera de empezar el día con mucha energía y sabor ¡Entonces prueba la Guajolota! Imagínate un bolillo suave y crujiente, relleno de un delicioso tamal. ¿Qué más se puede pedir? Puedes elegir el sabor y relleno del tamal que más te guste, ya sea de pollo, cerdo o queso, ¡y todos son igualmente deliciosos!

Pero no te detengas ahí. Para disfrutar al máximo de la Guajolota, acompáñala con una taza de atole. La combinación de la suavidad del bolillo, la textura del tamal y la dulzura del atole, hace de la Guajolota una experiencia de sabor única. ¡Así que no esperes más y prueba este desayuno tradicional de la Ciudad de México!

Otro plato popular para desayunar es la torta de chilaquiles, un bocadillo hecho con chilaquiles crujientes, salsa, queso fresco, cebolla y crema, todo esto dentro de un bolillo. Se sirve con frijoles refritos y es la manera perfecta de empezar el día.



Pero, ¿sabías que también puedes personalizarla para satisfacer tu antojo? Puedes agregarle milanesa de pollo para darle ese extra de proteína y sabor, o si prefieres algo más intenso, puedes optar por la cochinita pibil. Y si estás indeciso entonces podrás pedirla combinada.

En resumen, la Ciudad de México está llena de platos increíbles, y estos son sólo la punta del iceberg. Si estás visitando por primera vez o ya eres un local, asegúrate de probar estos platillos clásicos para experimentar lo mejor de México. ¡Buen provecho!



35 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page